lunes, 30 de septiembre de 2013

INEPTOS, PREPOTENTES Y ASÍ, SUCESIVAMENTE...


Me cuesta sentarme a escribir en esta mañana de lunes compleja. Se suceden noticias que no me agradan y es por eso que aunque la inspiración existe y estuve a primera hora relajada dándole vueltas a unos versos, y programando entradas en mi blog literario DAD AL AIRE MI VOZ . No queda más remedio que programar, cuando se descubre que el tiempo es tan pequeño, las horas son cortas cuando las ocupaciones se multiplican. Ando ahora liadilla con papeleo, que me cuesta la vida misma. Encontronazos con la administración, con funcionarios que no saben o no quieren hacer su trabajo. Acaba de colgarme un Policia Municipal de la oficina para tramitar la tarjeta de aparcamiento para discapacitados. Algo que mi padre necesita desde hace tiempo y no hay forma de conseguirla. La lentidud en el sistema, la pesadez de requisitos inútiles, cuando se destina tanto dinero a la informática que es tan eficaz. Pero claro para eso hay que actualizar una simple página web de un Ayuntamiento más simple, y es algo por lo vismo muy muy difícil. 
Un ejemplo de lo que está ocurriendo: 
En las oficinas del  Ayuntamiento de esta bendita ciudad, están facilitando información, impresa e incluso de puño y letra del funcionario, donde se piden unos requisitos obsoletos, es más, se dice que la documentación: fotocopias, impresos, declaraciones...  Se presentará y se compulsará en las CEAS, que desde hace más de dos años dejaron de hacerlo. Es una auténtica vergüenza que se trate a los ciudadanos con tan poco respeto. Se creen que no tenemos nada mejor que hacer que dedicarnos a discutir con unos y con otros. Menos mal que he decidido hacerlo por teléfono, que aunque me cabree lo mismo, no tengo que verles el careto. Pero eso sí, el amable policia municipal al que por cierto con muchísima educación trataba de darle las gracias, a pesar de estarme resultando de lo más prepotente, tratándome como si fuera idiota, no dejó que acabara la frase y no escuchó mi adiós, hijo mío... Lo que más asco me da, es que voy a tener que toparme con él, porque si no es hoy será mañana que vaya a intertar resolver este tedioso asunto.

No hay comentarios: