sábado, 5 de febrero de 2011

SUSANA CHÁVEZ: "NI UNA MUERTA MÁS" Y SU POEMA: OCASO

Susana Chávez. Nació el 5 de noviembre de 1974 en Cd. Juárez Chihuahua una de las ciudades fronterizas al norte de México..
Y el 5 de enero en su cuidad natal, fue asesinada, violada y mutilada. Susana  era artista, poeta, bohemia y muy conocida en la intelectualidad de Juárez, sobre todo por encabezar las protestas contra las muertes de mujeres en esa ciudad fronteriza, asesinatos que al cierre de 2010 se calcularon en 446, una cada 20 horas, según Norma Ledezma, coordinadora de Justicia para Nuestras Hijas.

Su cuerpo fue hallado  con la mano izquierda amputada y con excoriaciones por arrastre en diferentes partes del cuerpo.
Según las investigaciones, Chávez habría sido asesinada por tres jóvenes que la habían invitado a departir en la casa de uno de sus presuntos victimarios, y donde las autoridades localizaron después la mano mutilada de la mujer, precisó la fiscalía. La familia pidió a esta no indicar dónde sería enterrada para evitar mayores repercusiones, tras las represalias ocurridas con los parientes de Marisela, activista asesinada el 16 de diciembre frente al Palacio de Gobierno en la capital de Chihuahua.


Os dejo con su poema "Ocaso" que dedica a Linda Escobedo.

                                       OCASO                                         
 
 

He perdido la cuenta de tus huesos

introduciendo mi palabra al tiempo

entonces me fui a alguna parte

con el apetito dormido.

Fuiste tú el sitio del crimen,

quién me volvió clandestina melodía,

a quien contemplo mezclada de imágenes

sentada en una butaca del cine

para ver mí sombra.
 

Nos enredamos en el vacío

y de la nada surge tu boca

a desprenderme a Dios del aliento

en un espejismo que me brota

por un rumor indefinido.

Surges despuntando tu lengua

liberando a Sofía de tu interior.

Aquí estás, embalsamada,

casi real entre los árboles.

Pareces un chacal,

un alebríje que me conquista

más allá de lo intocable.

Te veo desatada en una ventana

alrededor de mi otra parte

dándole a mis ojos el cierre final.

A veces, también te veo

atrapada en un secreto

que duele entre mi carne.

Así voy avanzando paso a paso

tomando de una mano tu ruptura

y acariciando con la otra

los cabellos de alguien

por quien toco la magnánima vehemencia.
 

Así voy en mi misma

perdiendo la cuenta de tus huesos.



¡¡¡Susana!!! donde quiera que estés se feliz...

1 comentario:

mjromero (alfaro) dijo...

Esto De Juárez es tan lacerante, las mujeres, los niños, los mayores, es una ciudad sin ley donde todos permitimos ese sinley.
El poema es de vértigo, sabiendo por quíen y por qué y cómo fue escrito.
abrazos.