miércoles, 4 de noviembre de 2009

VINO Y SE FUE...


No puedo evitar, que no me guste, esto de que venga una persona como tú y como yo, y por el mero hecho de que sea en la actualidad la princesa de Asturias, pues tengamos que ir a adorarla, que poco menos, es lo que la alcaldesa de esta cuidad, dijo que hiciésemos. Claro, como yo, vasta que me insinúen una cosa para que haga todo lo contrario, pues eso...


Ningún medio de comunicación nacional, salvo que me equivoque, podéis rectificarme, por favor, nada más lejos de mi intención que "faltar a la verdad", se hico eco de lo sucedido en Zamora, la mañana de ayer.


No soy monárquica, pero acepto que se creara en su momento la necesidad de serlo, para muchos españoles, vale. Pero lo que nunca me pareció bien, ni me parecerá, es que unas personas con la sangre como la nuestra, ni más ni menos colorada, gocen de unos privilegios, mantengan un status social, económico de por vida y no sólo eso, sino que ahora tenemos que agregar la prole, que se han dedicado a fabricar, con personas que han alcanzado sin preparación y sin ningún sacrificio, (que se les presupone) esta ingente cantidad de beneficios, donde se les abren unas puertas que para cualquiera permanecerán cerradas de por vida.


Que hermanísim@s, primísim@s, tiísim@s, abuesísim@s...
Y demás espécimenes, se nos vayan colando en las instituciones que pagamos todos los ciudadanos, con sueldos de mierda, para que los suyos sean desorbitados y gocen de unas atenciones que nunca soñaron. Pues mira no, hasta ahí, podíamos llegar.
Ni he ido ni iré a ver al princesa, ni al príncipe, ni a ningún famoso por el estilo... Que vengan a verme a mí si quieren, que ya veré si les abro la puerta.

3 comentarios:

PURPURINA dijo...

Tienes toda la razón con lo de los sueldos de mierda yo estoy tan de acuerdo como tu y sobre todo por Leticia porque paso de ser una vulgar periodista a ser ni más ni menos que la princesa de Asturias. Vamos que según mi oponían estamos mu mal

Anónimo dijo...

Tanto como vulgar periodista algo tendrá que haber hecho para llegar a presentar los telediarios, claro que a lo mejor influyó que su abuela sea quien es y su padre ocupe no se que cargo en la radio y se dedique a dar master en la universidad de periodismo, decir q de la visita de este personaje me entere al día siguiente por los periodicos, claro que tanto me da como si hubiera venido la Isabel Presyler, ha esta seguro que la hubiera ido a ver más por observarla con el modelito de turno que la principesca no acaba de encontrar su estilo, que frivola me he vuelto ultimamente, pero es que mi vida lo requiere así.
La aspirina efervescente

Andrea dijo...

Solo puedo estar totalmente de acuerdo. A mí me aburriría ser una lacra social toda la vida.
Sus mayores preocupaciones son:"¿Qué me voy a poner hoy, falda o pantalón?" y "¿A ver qué visita tengo para mañana?"...En fin, siempre han habido clases... Aunque prefiero disfrutar la vida que se nos ha dado...

Un saludo! :)